Yelmo

Yelmo

Símbolo de Yelmo

El Observador, el Vigilante
Deidad intermedia

Símbolo: Ojo abierto con la pupila azul sobre un guantelete de guerra alzado
Plano natal: Casa de la tríada
Alineamiento: Legal Neutral
Ámbito: Guardianes, protectores, protección
Adoradores: Exploradores, guerreros, guardias, mercenarios, paladines
Alineamiento de los clérigos: LB, LM, LN
Dominios: Fuerza, Ley, Planificación, Protección
Arma predilecta: “Siempre Atenta” (espada bastarda)
Clase / Multiclase: Clérigo / Guerero, Paladín

HelmoYelmo (HEL-mo) es una deidad impávida y entregada. A menudo se le considera indiferente y falto de emoción en cuanto a las cuestiones morales al cumplir con su deber. Sin embargo, lo único que sucede es que está dedicado a su labor y orgulloso de anteponerla a todo lo demás. Siente devoción por los niños y tolera sus infracciones menores más que las de otros. Muchos creen que Yelmo daría su vida para proteger a alguien que se pusiera a su cargo. Él guarda silencio acerca de este asunto.

Las iglesias de Yelmo suelen estar situadas cerca de las áreas peligrosas y maléficas, donde constituyen una línea de defensa contra las invasiones de enemigos poderosos. Las ciudades principales suelen tener un templo o capilla de Yelmo, pues sus clérigos son excelentes guardia o líderes de éstos. Su iglesia defiende que sólo los clérigos de Yelmo y sus estudiantes son guardianes de confianza y totalmente fiables. Su iglesia y la de Torm mantienen una fría enemistad. Las dos ven a la otra como usurpadora de los deberes elegidos para sí misma.

Los clérigos de Yelmo rezan por la mañana para obtener sus conjuros, puntualmente tras el alba o antes de acostarse. Su día sagrado es la Ceremonia en honor a Yelmo, que tiene lugar en la cumbre del Escudo. También celebran importantes ceremonias cuando un clérigo asciende de rango o busca renovar su fe tras haber flaqueado. Mantienen una estricta jerarquía militar, y cualquier clérigo puede determinar fácilmente su rango en relación con otros clérigos. Los clérigos de Yelmo jamás comandan a los muertos vivientes. Normalmente se hacen multiclase como guerreros o paladines.

Historia/Relaciones: Yelmo, en su día una poderosa deidad, vio menguada su influencia tras la Era de los Trastornos y cuando llegaron a Faerun noticias de cómo su iglesia controlaba la tierra de Maztica, al oeste. Ahora que organizaciones y países malignos están fortaleciéndose y empezando a extender su influencia, la religión de Yelmo está volviendo a expandirse. Yelmo es un aliado incondicional de Torm (a pesar de las dificultades entre sus dos iglesias). Se opone a las deidades de la destrucción y el engaño y ha renovado sus esfuerzos contra su viejo enemigo Bein.

Dogma: No traiciones nunca la confianza depositada en ti. Permanece en pie, espera y vigila atentamente. Sé justo y diligente en el cumplimiento de tus órdenes. Protege a los débiles, pobres, heridos y jóvenes, y no los sacrifiques por otros o por ti mismo. Anticípate a los ataques y prepárate. Conoce a tus enemigos. Cuida tus armas de modo que puedan cumplir su cometido cuando las necesites. La planificación concienzuda siempre termina venciendo a las acciones apresuradas. Obedece las órdenes en todo momento, siempre que éstas sigan los dictámenes de Yelmo. Demuestra excelencia y una lealtad pura en tu papel como guardián y protector.

 

Botón